Como si yo pudiese olvidarme de tu nombre.

¿Conoces el tiempo muerto? Cuando las horas muertas pasan y aun así yo te quiero. Cuando lo importante no es respirar si no notar tu puto aliento. Sin conocerte te quise y conociéndote te odio. Paso a paso te olvido pero echo la vista atrás y una parte de mi te conoce. Como si yo pudiese olvidarme de tu nombre. 
Enamorada estoy, pero no de ti. Si no de tu forma de mirar, de reír y de respirar.
Y ahora dime, ¿conoces el tiempo muerto?
Puedes olvidar lo que te hace daño, pero siempre queda en ti la huella, esa irrefutable prueba de que has sufrido, cuanto más joven más profundas y así. Taladrada de daños como un queso  Gruyère. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario